Estado Ipanema

por Andrew

Artículo Publicado en Diario El Mercurio.

By Andrés Martínez Moscoso

Ipanema women

 

Durante la última década, los gobiernos latinoamericanos han cambiado considerablemente de escenarios y actores, sin embargo aún persisten ideas caducas que impiden su esperado desarrollo. Así, la idea de crear un Estado eficiente, prolijo y reducido solamente ha quedado en teoría, ya que sus gobernantes se han dedicado a crear cada vez más Instituciones, con mayor número de burocracia, que cada vez soluciona menos problemas de los habitantes.

 

 

Hace algunos días en la enigmática y romántica Cartagena, asistí como ex becario al I Encuentro Internacional de Becas Líder, organizado por la Fundación Carolina y la Agencia Española de Cooperación Internacional, evento que contó con la asistencia de ex Mandatarios de los países Iberoamericanos, y de los becarios de las cinco ediciones del Programa Becas Líder. En una de las conferencias magistrales, el líder del PSOE y ex presidente español, Felipe González, se refirió al desarrollo de los países Latinoamericanos y a los problemas que éstos enfrentan, especialmente respecto al excesivo crecimiento de los Estados, los cuales distribuyen mal la riqueza y los fondos que pudieran ser invertidos en el progreso de la comunidad los gastan en pagos administrativos y de operaciones; así, para su criterio los Estados deben ser como las mujeres de Ipanema, que nos les falte nada, ni los sobre nada.

 

 

Con esta graciosa comparación inició su charla en la cual indicó la situación de los Estados Iberoamericanos y el atraso persistente que viven frente a los Estados que han alcanzado la frontera tecnológica y de bienestar. Puesto que en el caso Latinoamericano nuestra excesiva burocracia y la mala administración nos han llevado a tener una baja productividad, escasa calidad institucional y pobreza difundida.

 

 

Así también intervino, el ex mandatario brasileño Fernando Henrique Cardoso, quien sostenía que la mayor inversión que debe tener un Estado es en el aspecto tecnológico y sobre todo educativo, puesto que esa falta de inversión y apuesta por parte de los gobiernos centrales en estos temas, lleva cada día a que esa promesa de progreso cada vez se incumpla, ya que cíclicamente se frustran los proyectos y se desvirtúan los objetivos para acortar esa brecha y lograr sustituir una fisiológica brecha de exclusiones que se renuevan y estados de quebradiza legitimación social.

 

Para poder salir del atraso la meta debe ser la construcción compatible entre la productividad, convergencia social y una verdadera eficacia por parte de las instituciones encargadas de la conducción del país.

 

 

Acaso el gobierno de Correa se está preocupando por estos temas fundamentales, para volver a nuestro país competitivo y productivo; o se está preocupando todo el tiempo por crear mayor burocracia y volver al sistema operativo lento e ineficaz. Tal vez todo el dinero que se piensa invertir en el mal llamado “Gobierno del Litoral”, ahora con rango de Ministerio podía haber sido invertido en obras e inversión para mover el aparato productivo de la costa ecuatoriana, parece que lo único que sucederá es salir de un centralismo carnívoro y caer en un bicentralismo cavernícola.

 

 

Para la salida del atraso en el que nos encontramos son necesarias reformas de tipo institucional que mejoren la legitimación social del Estado y consoliden la burocracia eficaz, formada por una administración profesional con un alto sentido de responsabilidad y libre de esas ataduras de vínculos oligárquicos y de corrupción, solo así llegaremos a la consecución de esa maquinaria estatal confiable y eficaz que vele en realidad por los intereses de la colectividad, y lleve al país al sitial que se merece.

Anuncios